Click to Open Login Modal
www.nexotrans.com

Lafon complementa su gama de autómatas e@sy con un sistema de recogida 24/24h de datos sociales y tacógrafos

La marca francesa Lafon S.A. es el único en proponer una solución integral que va desde los equipamientos de almacenamiento y distribución hasta la gestión de carburante.

lunes 10 de diciembre de 2007, 01:00h

Lafon, presente ya en el mercado francés, español y portugués, está convencido de que el lugar más idóneo para que el conductor descargue los datos de su tarjeta es la base donde reposta el combustible para su vehículo, por lo que la compañía ha ampliado su gama de productos de gestión del carburante con el autómata independiente e@sy Chrono que permite descargar los datos durante el tiempo de llenado del depósito de su vehículo.

El lector se integra en un autómata de gestión de carburante o en el cabezal del surtidor o en un poste independiente y puede comunicar con el servidor de datos por la red intranet de la empresa en cuestión. Además en caso de ausencia de cable será posible comunicarse con un ordenador gracias a su conectividad  Wifi o en modo GPRS para las grandes distancias.

Compatibilidad

Además de la posibilidad de leer la tarjeta chip del conductor, el lector versión 'All in One' permite el control y la distribución de carburante, la extracción de los datos de las tarjetas del conductor y de las llaves chrono del tacógrafo digital, además garantiza la interoperabilidad de sus equipos con todas las aplicaciones de almacenamiento de datos sociales del mercado. Lafon propone igualmente la posibilidad de un 'llave en mano' incluyendo el software de almacenamiento de datos sociales o la posibilidad de ofrecer un servicio web de gestión de su base de datos. Esta empresa ha desarrollado una llave memoria de vaciado con total seguridad de todas las marcas de tacógrafos digitales instalados en los vehículos de transporte. Económica, (175 euros) y ergonómica (conector único), para que pueda extraer y memorizar los datos de una decena de vehículos antes de proceder a su descarga, bien a través de un lector interno (indoor), de un lector externo (outdoor) o de un lector de oficina.