Click to Open Login Modal
www.nexotrans.com

Dos fábricas de neumáticos cerrarán a corto plazo, por problemas de infraestructura y de costes

miércoles 05 de diciembre de 2007, 01:00h

Bridgestone y Michelin han coincidido en el tiempo al anunciar el cierre de sendas instalaciones, la primera en México y la segunda en Francia. También coinciden en las motivaciones de estas acciones, por lo elevado de los costes que obliga a reestructurar el negocio y por problemas de infraestructuras.

La planta de Bridgestone en Ciudad de México cesará sus operaciones en el segundo semestre de 2008, al parecer porque sus instalaciones se han quedado obsoletas y porque, dada su localización, resulta imposible una ampliación. Bridgestone afirma que muchos de los empleados fijos y temporales de esta planta mexicana, que desde 1958 se dedica a fabricar un tipo de neumáticos de bajo coste para camiones y autobuses, podrían optar a una prejubilación por sus años de servicio en la empresa. Por su parte, Michelin ha manifestado que los costes de reestructuración vinculados al cierre en 2009 de su planta de Toul (este de Francia) se elevarán a 130 millones de euros, destinados principalmente al paquete social referente a los 826 empleados que trabajan actualmente en la fábrica, señaló la compañía en un comunicado. Además del cierre de la planta de Toul, la empresa anunció el mes pasado un proyecto para reorganizar su producción en España.