Click to Open Login Modal
www.nexotrans.com

Las pautas para lograr articular un transporte más eficiente ponen punto y final al congreso de Fenebús

Adaptar la oferta a la demanda y mejorar el diálogo social son algunas de las conclusiones alcanzadas

miércoles 18 de noviembre de 2009, 01:00h

Fenebús clausuró el pasado viernes la vigésima edición de la Semana del Autobús y del Autocar en Murcia, donde una vez más se pronunciaron una serie de conclusiones producto de las numerosas mesas de trabajo celebradas a lo largo de tres intensas jornadas de exposiciones.

Así, como principales conclusiones de este vigésimo congreso se pronunció, en primer lugar, la predisposición de las administraciones a desarrollar una capacidad de adaptación que les permita superar sistemas organizativos de transporte que resultan obsoletos y adaptar la oferta a la demanda. Este proceso tiene que llevarse a cabo contando con las peculiaridades de cada territorio y con las necesidades reales de la población. Al hilo de lo anterior, es necesario que el urbanismo y el transporte vayan siempre de la mano, sobre todo en los nuevos desarrollos urbanísticos, donde hay que asegurar que la población disponga de un transporte público eficiente. Sólo así es posible asegurar una movilidad sostenible y aprovechar al máximo los recursos públicos.

En cuanto a las concesiones, las ampliaciones de las mismas y las prórrogas a cambio de mejoras en los servicios constituyen una fórmula muy eficaz para mejorar el transporte que se ofrece a los ciudadanos, sin acarrear más cargas económicas para las administraciones públicas, ni para los usuarios.

Por otro lado, patronal y sindicatos deben retomar tanto el diálogo social como las negociaciones en el ámbito estatal e intentar llegar a acuerdos que beneficien a ambas partes. Un buen instrumento sería un convenio de ámbito nacional o, al menos, un acuerdo sobre materias generales. En caso contrario, será la Administración quien dirija el futuro del Sector y ésta tiende a regular en exceso y a introducir una rigidez en las relaciones que después dificulta cualquier  adaptación a la realidad diaria de las empresas operadoras y supone una pérdida de competitividad que tampoco beneficia a los trabajadores.

Mientras tanto, los convenios colectivos constituyen un buen instrumento para mejorar las relaciones laborales, siempre que ambas partes sean capaces de plasmar en la realidad lo que han pactado sobre el papel. Además, la tecnología debe ser rentable y no un fin en sí misma. La integración tarifaria repercute en un incremento de viajeros y es un instrumento para el fomento del transporte público. Para que este hecho se convierta en una realidad hay que desarrollar tanto la tecnología necesaria como una capacidad administrativa y de gestión política eficaz. La instalación de nuevas tecnologías requiere la implicación de la empresa, el proveedor y la Administración, porque todos ellos tienen fines y beneficios comunes y deben encajar con el resto de procesos de la empresa.

En referencia al Plan Plata II, éste ofrece una oportunidad para estudiar realmente la problemática del transporte escolar, pero requiere de la colaboración de las comunidades autónomas porque de ellas emana la normativa que después se aplica en la realidad. El transporte escolar y turístico requieren de un proceso de profunda transformación en el que deben implicarse tanto la administración como los empresarios para ajustarse a las nuevas necesidades del mercado.

El sistema concesional es el que ofrece mayores garantías al ciudadano, pero existe un exceso de regulación que crea confusión entre los profesionales del Sector y una grave falta de coordinación entre administraciones. La solución pasa por publicar menos leyes, hacerlas cumplir y flexibilizar las actuales exigencias de la Administración. La normativa europea cada día cobra más importancia en el trabajo diario. En este momento, el 80% de las leyes que afectan al Sector emanan de Europa y la tendencia es creciente debido a tres factores, la necesidad de proteger el medio ambiente, el consumidor y la salud.

Equilibrio entre modos

Durante el congreso se abordó también el papel que ha de jugar España durante su presidencia de la UE, acordando que "es prioritario que nuestro Gobierno lidere el proceso de implantación de una nueva política común de transportes menos intervencionista que fomente la competitividad de todos los modos de forma justa y equilibrada. Así, el Reglamento 1370 de la Comisión Europea sobre obligaciones de servicio público debería haber sido más claro en su redacción, aunque se puede considerar un logro que el sistema concesional español se haya extendido a toda Europa. Los países con un fuerte crecimiento económico son más conscientes de la importancia que tiene el sector transporte y están desarrollando políticas que impidan el colapso generalizado que sufren los Estados occidentales a causa de la prioridad que han concedido al automóvil frente al transporte público".

Por último, y como broche final a la cita, se definió como "necesario y urgente promocionar positiva y mediáticamente el uso del transporte público en autobús, por su carácter sostenible, universal, económico, accesible y respetuoso con el medio ambiente. Para ello, sería deseable que el Ministerio de Fomento acogiera y divulgara el lema ‘¡Ven en bus¡ Bueno para ti, mejor para todos’, añadiendo Ministerio de Fomento, Gobierno de España".